domingo, 12 de febrero de 2017

“El pueblo pide pena de muerte para delincuentes y corruptos”



Sumándose al clamor nacional, que pide expulsar la corrupción y la impunidad que tanto daño le hacen al país, un nuevo movimiento político surge desde tierras norteñas para frenar y decirle a la población que ya es momento de recuperar al Perú. En esta oportunidad, conversamos con el presidente del Partido Político “Perú Unidos Venceremos” del Ing. Sergio Romero Ríos (La Libertad-Trujillo), quien a través de un profundo análisis no descarta el posible levantamiento del hombre del campo, en respuesta a la desidia de los últimos gobiernos. 



¿Cuál es el sentir de los peruanos del Perú Profundo cuando les llegan las noticias de corrupción, impunidad y transfuguismo?
De decepción absoluta. Porque les confiaron su futuro y el de su familia a personajes que solo nos engañaron y nunca se preocuparon por atender realmente los problemas sociales, económicos y morales del país.

¿Dónde cree usted que radica la raíz del problema? 
En la falta de educación. Nos han hecho creer por años que el rendimiento académico en las escuelas está mejorando cuando esa no es la verdad. Para empezar, no contamos con una infraestructura que se ajuste a las necesidades de la región, nos imponen un modelo en donde al culminar los estudios, el joven de la sierra y de la selva egresa sin siquiera saber un oficio para defenderse en la vida. Aquí lo que necesitamos aparte de que se aprenda a leer y escribir es a conocer muy bien nuestra historia para no repetir los errores del pasado, pero eso no se hace por que no le conviene a los gobernantes de turno ya que no podrían engañar tan fácilmente a todo un país.

¿A qué respondería la creciente ola de delincuencia y extorsión?

A la falta de valores y oportunidades. Vivimos una crisis social crítica por la ausencia de figuras que nos sirvan de ejemplo. Los hogares quienes son los principales gestores de nuestra formación, muchas veces se van desintegrando con los años y se pierde todo respeto. Asimismo, la falta de oportunidades en la sociedad solo nos deja dos opciones: se va a formar parte del grueso de desempleados del país que se une al pandillaje y la delincuencia, o termina sirviendo como obrero de construcción civil.

¿Qué opina de los jóvenes que con más suerte llegan a las universidades y egresan con un título bajo el brazo, cree usted que son capaces de contribuir con el desarrollo del país?
Del grueso de jóvenes que consigue culminar su carrera en el mejor de los casos solo el 50% conseguirá un trabajo en su profesión. Lamentablemente no todos tendrán las mismas facilidades y otra vez el círculo vicioso de la desesperanza obligará a que busque otras cosas para lo que no está preparado. No se trata de ingenio, se trata de realizarse como persona y profesional dentro de lo que uno se preparó y es aquí en donde a falta de oportunidades (porque el Estado nunca se preocupó en analizar la realidad educativa en las universidades), da como resultado la frustración y el desempleo que nada bueno suma al país.

PENA DE MUERTE

Volviendo al tema de coyuntura política ¿cree usted que se aproximan tiempos difíciles para nuestra sociedad?

Definitivamente. Estamos llegando a un punto en el que el pueblo se está viendo obligado a tomar acciones por su propia cuenta para frenar la crisis política y social que vivimos, yo mismo he podido constatar con los comuneros y hombres del campo que son el grueso del Perú, están dispuestos a apoyar al próximo ciudadano que aparezca y de la cara por aquellas víctimas de la injusticia, la intolerancia, la violencia y el abuso en todas sus manifestaciones. 

El pueblo pide pena de muerte para violadores, delincuentes, extorsionadores y corruptos. Ellos quieren a alguien que tenga las agallas para luchar y hacerlo, y quien lo consiga, será el nuevo presidente del Perú.

No hay comentarios.: